Inicio

Opinión



Un institnto puesto por Dios con reflexión de Any Aular

Diario Frontera, Frontera Digital,  ANY AULAR, Opinión, ,Un institnto puesto por Dios con reflexión de Any Aular
ANY AULAR



Cuando Amy  Jung de 36 años, y su hijo Ethan, de 8, visitaron el refugio de animales Humane Society Bay, Wisconsin, en Febrero del 2012, no imaginaban que un gato juguetón le salvaría la vida a Amy al cabo de unas horas. No habían ido en busca de una nueva mascota, pero Pudding, un gatito de pelo anaranjado, los cautivó al instante y se lo llevaron a casa. Esa noche se acostaron a las 9:30. Noventa minutos después, Amy, quién padece diabetes tipo I, empezó a sufrir convulsiones: el nivel de glucosa en la sangre se le había desplomado. Mientras su cuerpo se sacudía sintió algo pesado y tibio sobre su pecho. Era Pudding, que maullaba con fuerza, y tocaba su rostro con sus patitas. Entonces se dio cuenta del peligro que estaba corriendo y susurro el nombre de Ethan. El gato corrió hasta el cuarto del niño y lo despertó. Ethan corrió hasta el cuarto de su madre y desde allí telefoneó a su padre, que estaba en un viaje de negocios. Éste le instruyó para que le inyectara la medicina a su mamá, y ella se recuperó inmediatamente. Amy atribuye haber conservado la vida al instinto que puso Dios en el gato y a la valentía de su hijo. El gato se pasa los días durmiendo y comiendo. Pero cuando siente que el nivel  de glucosa sanguínea de su dueña es muy bajo, maúlla con fuerza y se planta obstinadamente junto a sus pies hasta que ella toma su medicina. Amy dice que Pudding es un gato realmente asombroso, un regalo de Dios.


Dios está en todas las cosas que vemos. En todo lo creado, en cada animalito y ser humano que nos rodea. Y está en todo lo que nos pasa. Nada de lo que nos sucede es por casualidad. Nuestras vidas no están fuera del alcance de su mano. Por eso debemos confiar en que todo lo que vivimos está planeado cuidadosamente, para ayudarnos y hacernos felices. Dios está en todo y en todos. No te desanimes, porque nuestro Padre siempre encontrará la forma de ayudarnos, como lo menos esperamos. Tan sólo  no te rindas. Piensa positivamente y agradece a Dios por la bendición de estar vivo. Dios utilizará cualquier cosa y a la persona menos esperada para darnos una salida. Se valiente y nunca te des por vencido, sólo así verás la luz otra vez. ¡Que Dios te de un Feliz día!   Any Aular






Contenido Relacionado