Recientes
Inicio

Internacionales

Las sombras en el currículum de Conte amenazan su candidatura a primer ministro de Italia

Diario Frontera, Frontera Digital, COMTE.jpg,Las sombras en el currículum de Conte amenazan su candidatura a primer ministro de Italia

Jorge Villet Salas, Redactor
Mon , 21 May 2018, 12:00 am

Giuseppe Conte, el profesor universitario elegido por el Movimiento 5 Estrellas (M5S) y la Liga como el más apropiado para ocupar el puesto de primer ministro de Italia, empieza a notar las primeras diferencias entre el mundo académico y el político. Solo 24 horas después de su proclamación pública, su aparentemente intachable currículum universitario se ha cubierto de sombras y su inexperiencia en la gestión se ha convertido en un motivo creciente de alarma. El presidente de la República, Sergio Mattarella, molesto con la forma de proceder de Liga y M5S —el lunes le trajeron un nombre ya cocinado sin darle más opciones de elección— y nada convencido sobre la idoneidad del perfil propuesto, se tomó el martes para reflexionar y se espera que el miércoles tome la decisión definitiva.

Una de las principales cualidades de Conte, la única capaz de contrarrestar su absoluto desconocimiento del mundo político, era su impresionante de servicios académicos. Un documento para el que utilizó 18 páginas cuando opositó —y obtuvo— a un puesto en el Consejo de Presidencia de la Justicia Administrativa y que, entre otros hitos, hablaba de “perfeccionamiento de estudios jurídicos” en universidades como Yale, La Sorbona, Cambridge, la NYU o el International Kulturinstitute de Viena. La realidad, según publicó el New York Times, es que en la universidad neoyorquina donde supuestamente pasó “periodos no inferiores a un mes” durante cuatro veranos no consta ningún registro con su nombre. Y en el caso de Viena, la universidad señalada —que tampoco se llama exactamente así— es una escuela de idiomas que no ofrece ningún tipo de curso jurídico. Tampoco la Duquesne University de Pittsburgh dice conocer a Conte, según publica este martes el diario italiano Il Messaggero. Lo mismo ocurre con la University of Malta, donde el profesor dice haber dado clase en 1997, de acuerdo con el mismo rotativo.

Conte precisa que nunca ha dicho que hubiera hecho algún máster o curso en esas universidades. Pero la ambigüedad y, al mismo tiempo, la farragosa exhaustividad de detalles biográficos del currículum arrojan más dudas sobre una figura completamente desconocida en el mundo académico y político italiano. “Este tipo de currículum, donde se incluyen minucias y se engrandecen estancias de verano, no lo haría nunca alguien con un perfil académico de primer nivel”, señalan fuentes universitarias de Roma.

El M5S, promotor de esta opción, salió este martes en su defensa sin llegar a negar la realidad en un comunicado. “En su curriculum ha escrito con claridad que en la NYU perfeccionó y actualizó sus estudios. Nunca dijo que hiciera cursos o másteres en aquella universidad. De modo que la prensa extranjera y nacional se está refiriendo a títulos de los que Conte nunca ha presumido. Ha tenido estancias en el extranjero para enriquecer sus conocimientos y su inglés jurídico. [El caso] es la enésima confirmación de que se tiene miedo de este gobierno del cambio”. El miedo, desde luego, existe. Y se expresa en forma numérica en los mercados. Pero más allá de este dato, es difícil pensar en algún tipo “perfeccionamiento de los estudios jurídicos” sin asistir a ningún curso.

Conte es un profesor de primer curso de Derecho Privado en la Universidad de Florencia. Un buen docente, según sus alumnos y los compañeros de profesión. Pero su licenciatura es básica y su perfil público es casi inexistente. El profesor Giovanni Orsina, politólogo y docente en la universidad LUISS, el centro donde el hipotético nuevo primer ministro señala en su currículum que dio clases, explica a este periódico que no le conoce de nada y que no le sonaba su nombre. Tampoco Roberto D’Alimonte, profesor del mismo centro. “No le conozco personalmente, pero esta historia del currículum no le viene bien. Y está claro que a Mattarella le preocupa. Ya sea por su nulo perfil político que por estos pequeños escándalos”, apunta.

El presidente de la República, en efecto, podía haber realizado el encargo de Gobierno a Conte el propio lunes por la tarde. Pero prefirió esperar 24 horas más para reflexionar. Una prórroga que en las últimas horas ha despertado de nuevotodas las alarmas y ha vuelto a abrir la posibilidad de que el líder del M5S, Luigi Di Maio, recibiese el encargo de Gobierno (una opción más del gusto de Mattarella). Pero en caso de que finalmente Conte fuera proclamado primer ministro, tanto él como su equipo deberían jurar el cargo entre el próximo viernes y el lunes de la semana próxima. EL PAÍS