Inicio

Nacionales



CEV: “Las medidas económicas han generado más hambre y miseria y no resuelven la hiperinflación”

Diario Frontera, Frontera Digital,  CEV, Nacionales, ,CEV: “Las medidas económicas han generado 
más hambre y miseria y no resuelven la hiperinflación”
Monseñor José Luis Azuaje, presidente de la Conferencia Episcopal Venezolana


Monseñor José Luis Azuaje, presidente de la Conferencia Episcopal Venezolana (CEV), aseguró este lunes que las medidas económicas impuestas por el Gobierno y que ya cumplieron un mes, han surtido el efecto contrario, puesto que no han solucionado los principales problemas del país, como el hambre, la miseria y la hiperinflación.

“Las medidas económicas han generado más hambre y miseria y no resuelven la hiperinflación”, dijo en entrevista publicada por El Nacional.

A su juicio la reconversión y el ajuste del salario no es suficiente, puesto que “es urgente dar garantías jurídicas para la inversión, dejar de tener una actitud controladora y punitiva con los empresarios, luchar contra la corrupción y la viveza de aquellos que tienen cuotas de poder, abrir el mercado y elaborar políticas económicas, no desde una ideología trasnochada, sino desde los lineamientos económicos que implica el mundo globalizado”.

Destacó que hechos como “el desabastecimiento y la especulación indican que esta economía está enferma, o como bien lo dice el papa Francisco, esta economía mata”.

Lamentó que haya  “gente muriendo por falta de alimentos. Hay gente que no sabe qué hacer al perder sus pequeñas empresas con las que llevaban 30 o 40 años. Estas medidas no fueron consultadas y han causado una crisis gravísima a todo el pueblo”, dijo.

También se refirió a la diáspora venezolana y enfatizó que quienes han tomado la decisión de salir del país lo han hecho llevados por la desesperanza, ante la crisis del país. “Los venezolanos ya no somos mirados fuera del país como antes. Éramos de avanzada, con un sistema democrático que fue ejemplo en la región, con una economía que abría todas las fronteras de los países, con un sistema educativo superior que era la envidia de muchas instituciones. Hoy nos miran con lástima”, expresó.

Resaltó que la consecuencia de la crisis es el aumento de la conflictividad social.  “El gobierno, con su política represiva, ha preparado al pueblo para que no proteste globalmente, para que los liderazgos mermen su influencia, para que las instituciones pierdan su misión y visión, y para que muchos negocien desde el ámbito político y económico. Quien siempre ha salido perdiendo es el pueblo que hoy se encuentra desilusionado, desesperanzado. Y no es culpa de él. Lo han dejado solo en una lucha desigual. Los oportunistas muchas veces han querido aparecer, pero saben que son rechazados de plano”.

 

CARAOTA DIGITAL

 





Contenido Relacionado