Mérida, Junio Lunes 27, 2022, 02:12 pm

Inicio

Regionales



EXHORTACIÓN PASTORAL CARDENAL BALTAZAR PORRAS CARDOZO

Diario Frontera, Frontera Digital,  EHORTACIÓN PASTORAL, CARDENAL BALTAZAR PORRAS CARDOZO, Regionales, ,EXHORTACIÓN PASTORAL
CARDENAL BALTAZAR PORRAS CARDOZO
CARDENAL BALTAZAR PORRAS CARDOZO


En la solemnidad de San José, 19 de marzo de 2022, el Papa Francisco nombra a Mons. Helizandro Terán Bermúdez, OSA, Arzobispo Coadjutor de Mérida. En la actualidad él es el Obispo de Ciudad Guayana. Nativo de Maracaibo ingresó en la Orden de San Agustín, de la cual es miembro y con experiencia de varios años como obispo vendrá a acompañarnos en la fértil tierra merideña. Tuve la dicha de haber sido su consagrante como obispo el 23 de septiembre de 2017.


Según el Código de Derecho Canónico (cánones 403 y siguientes), coadjutor es un “obispo que, con derecho a sucesión, ayuda al obispo diocesano en la tarea de gobierno, representándolo en casos de ausencia o impedimento”. No es algo nuevo en Mérida, pues Mons. Helizandro se convierte en el quinto arzobispo coadjutor en los últimos cien años de la vida de nuestra circunscripción. Primero, Mons. Acacio Chacón Guerra (1926-1927) del anciano Mons. Antonio Ramón Silva. Segundo, Mons. José Humberto Quintero Parra (1953-1960); tercero, Mons. José Rafael Pulido Méndez (1961-1966) de Mons. Acacio Chacón. El cuarto, Mons. Ángel Pérez Cisneros (1969-1972), de Mons. Pulido Méndez.


Las limitaciones de la pandemia y la responsabilidad como Administrador Apostólico de Caracas, me han impedido en los últimos cuatro años, estar con mayor asiduidad en mis obligaciones episcopales. Gracias al excelente trabajo de mi Obispo Auxiliar, quien continúa siéndolo, Mons. Luis Enrique Rojas Ruiz, la vida arquidiocesana ha continuado y dado abundantes frutos.


Tenía contraido desde varios meses atrás, atender la invitación de Mons. Helizandro para bendecir el santuario al Beato José Gregorio Hernández y tener encuentros sobre la sinodalidad con el clero y con los fieles, razón por la que me encuentro en tierras guayanesas, desde donde damos a conocer la noticia.

En fecha a fijar, en torno a los tres meses desde el nombramiento, nos prepararemos para recibir gozosos a este querido hermano que viene a compartir y dar lo mejor de sí. Seguirá, sin duda, las sendas de los padres Agustinos que durante la colonia sembraron la fe cristiana en muchos de nuestros pueblos donde se conserva su memoria. En la iglesia parroquial de Mucutuy se encuentra una antigua imagen de San Agustín que, según la tradición, data de siglos atrás.

Es un don del Señor y de la bondad del Papa Francisco el tener un obispo de raíces zulianas, en pleno vigor y con experiencia pastoral para tomar el cayado de conducir nuestra arquidiócesis junto conmigo, el obispo auxiliar, el clero, religiosos y fieles, siempre atentos a caminar juntos en la siembra del Evangelio.

Encoméndemonos a la Virgen Inmaculada, patrona de Mérida y de Ciudad Guayana, y a la protección del Patriarca San José, este nuevo capítulo en la vida de dos siglos y medio de nuestra arquidiócesis.


Reciban todos mi bendición y afecto, esperando compartir muy pronto, la misa crismal en la catedral basílica metropolitana de Mérida.


+ Baltazar Enrique Porras Cardozo

Cardenal Arzobispo Metropolitano de Mérida






Contenido Relacionado