Inicio

Opinión



BLOQUEO DE AYUDA HUMANITARIA por Isaías Márquez

Diario Frontera, Frontera Digital,  ISAÍAS MÁRQUEZ, Opinión, ,BLOQUEO DE AYUDA HUMANITARIA por Isaías Márquez
LAS TIENDITAS



 Maldito el soldado que vuelva las armas de la República contra su pueblo”.


Simón Bolívar

El oficial militar o policial que reciba, obedezca y/o ejecute dicha orden ilegal estaría incurso en delitos graves de Lesa Humanidad, jamás prescriben y no son suaceptibles de amnistía alguna.

Cualquier orden  emanada de jerarquía superior que impida, bloquee y obstaculice el acceso necesario de la ayuda humanitaria a territorio nacional, por tratarse de una disposición írrita, inconstitucional y contraria a todo ordenamiento jurídico nacional e internacional que ampara el derecho humano a alimentarse y curarse del cual es acreedor, inmanentemente, el pueblo venezolano, el funcionario público civil o militar que frene o impida a una población en condiciones de crisis humanitaria agudizada, tal es nuestro caso,  su derecho universal y constitucional a abastecerse de alimentos y medicinas para ellos, su hogar e hijos, estaría, de hecho,  condenándose, automáticamente, a responder ante los tribunales internacionales de justicia. Por tanto, no hay obligación de cumplirla.

Sinembargo, parece que al señor don Nicolás Maduro Moros sus asesores no le advirtieron que, al denegar tal acceso, podría estar incurso en delito de lesa humanidad a ser enjuiciado ante la CORTE PENAL INTERNACIONAL de LA HAYA  y que tal proceso, junto con  el de la alta cúpula militar, sería de inmediato, si concreta el bloqueo y se dificulta la ayuda humanitaria multinacional que se requiere con carácter de urgencia para sinnúmero de venezolanos afectados por todo tipo de enfermedades de origen nutricional, fundamentalmente, por inanición.

Según informaciones publicadas a través de los diferentes medios de comunicación docial así como de las redes sociales, Nicolás Maduro, presumiendo de usurpador infame, ha ordenado el bloqueo del ingreso de ayuda humanitaria a Venezuela por la vía Cúcuta/Ureña (Puente Internacional de Tienditas) al ordenar a la FANB la colocación de  unos tres vehículos de carga pesada, además de otros objetos metálicos a fin de que el auxilio esperado para atender tantas necesidades surgidas por desidia suya no pueda ingresar a territorio nacional, muy convencido de que dicho ingreso justificaría la entrada de tropas extranjeras (invasión multilateral).







Contenido Relacionado